¿QUIÉN NOS VA A AUTOEVALUAR?

¿QUIÉN NOS VA A AUTOEVALUAR?

Quienes hemos leído últimamente las publicaciones institucionales de esta Universidad, nos hemos enterado que nuestra seccional inicia su Acreditación. La posibilidad de acreditación de las carreras profesionales y, así mismo, de las universidades se abre con la Ley 30 de 1992 a través de la autonomía que le deja la Constitución del 91 a las entidades de Educación Superior. Hace poco más de un año, la Universidad Javeriana se unió a un grupo de 10 universidades para empezar conjuntamente a delimitar los parámetros a seguir, en búsqueda de la calidad de la educación superior en Colombia. Estas  universidades sacaron un documento que se convertiría en la primer herramienta dentro del proceso de autoevaluación que llevará a cada universidad, si así lo merece, a acreditarse como prestadora de un servicio con alta calidad académica y sobre todo como Universidad que cumple cabalmente con su misión y su proyecto educativo.

En el camino de la acreditación, el primer paso es la Autoevaluación Institucional. En la Javeriana se viene hablando de autoevaluación desde principios de 1996. En esta época, la Facultad de Ingenierías convocó a un grupo de profesores y alumnos a conformar equipos de discusión alrededor de la calidad de la formación entregada a los futuros ingenieros javerianos. La convocatoria tuvo algo de respuesta por parte de algunos profesores y alumnos de los grupos de la Universidad; sin embargo, después de la conformación de los equipos de trabajo no se continuó la labor que se pretendía empezar. Sólo un grupo  conformado por 5 profesores y 1 alumno de Ingeniería Industrial se siguió reuniendo por interés propio y por la preocupación de una verdadera educación de quienes supuestamente liderarán las empresas vallecaucanas y posiblemente colombianas en un futuro no muy lejano.

Todo se quedó en notas y apreciaciones personales, porque los grupos no fueron convocados de nuevo, ni volvió a sonar el tema de la autoevaluación.

Ahora se informa, a través de medios para profesores, empleados y graduados, que la Universidad ya comenzó el proceso de acreditación. El Consejo Nacional de Acreditación (CNA), visitó nuestra sede en el mes de febrero y dio el visto bueno para comenzar la acreditación de la carrera de Ingeniería Industrial.

El siguiente paso se pretendía que fuera de nuevo la conformación de grupos de todos los niveles de la comunidad universitaria para enriquecer el proceso de autoevaluación, que sólo se logrará de una forma óptima si participan todos los implicados en la formación de los ingenieros industriales, incluyendo a los mismos estudiantes.

Lo cierto es que si el proceso de autoevaluación de la carrera ya empezó, los estudiantes no han tenido ninguna participación, desconociendo que somos nosotros quienes directamente recibimos el servicio que aquí se pretende acreditar.

La Universidad sigue proponiendo programas para los mejores clientes del mercado, aquellos que pagan y reciben conformes el servicio, sin ninguna exigencia; y a los seis meses vuelven a pagar sin ni siquiera evaluar el servicio que se les presta.

De esta manera, no sería nada sorprendente que en las publicaciones institucionales del siguiente semestre se anuncien cosas como: “Después de una larga autoevaluación, la carrera de Ingeniería Industrial de nuestra universidad se acredita como una de las mejores de Colombia”. Así, habrán muchos más que los 1.248 estudiantes que actualmente conformamos  esta carrera, y la clientela aumentará tras el cartón de una universidad acreditada por el CNA. Pero, ¿autoevaluada por quién?

Comments

comments