Estamos de aniversario

Estamos de aniversario

Hace 14 años nació EL CLAVO, un proyecto que pasó de ser grupo estudiantil que generaba reflexión y crítica, a través de una publicación que salía cada vez que había plata; a una empresa que fuera de la REVISTA EL CLAVO, tiene otros medios como ELCLAVO.COM y EL CLAVO EN RADIO. Que además realiza eventos como las FIESTAS EL CLAVO y las GIRAS por colegios y universidades. 

EL CLAVO se consolida hoy como una de las publicaciones juveniles más importantes de Colombia y la única que está dirigida a los universitarios y estudiantes de colegio con contenido, funcionando de forma independiente. 

La independencia ha sido la clave para poder crear un producto diferente y marcar un estilo de periodismo juvenil. Al tener que escribir, al mismo tiempo que vender y distribuir, hemos aprendido todos los procesos que cualquier publicación, grande o pequeña, debe llevar a cabo. Hemos crecido a partir de las embarradas, aprendiendo cómo se deben hacer las cosas y ahí vamos, como dice nuestro slogan: ¡Dando donde es! 

Quién lo creyera”, nos dijo una vez Daniel Samper Ospina cuando conoció EL CLAVO y “Si hubiera creado EL CLAVO tal vez hoy sería un magnate de la prensa y hubiera comprado SEMANA”, expresó Alejandro Santos Rubino en su discurso, cuando cumplimos 10 años. Pasamos de ser quijotes a ser empresarios del periodismo alternativo, del periodismo juvenil reinventando lo que ahora llaman periodismo universitario. Nos tocó que pasar por encima de los “Bussiness Plan” y cuanta vaina administrativa se inventan para desinflar a todos los jóvenes que sueñan con algo distinto. 

Hemos usado las lógicas de consumo como punta de lanza, para crecer como empresa y como producto. Porque entendimos que deberíamos ser comerciales pero sin perder nuestra esencia, algo así como duro pero blandito. Pero finalmente lo logramos, fuimos los suficientemente flexibles y versátiles para sobrevivir en un medio donde todos los días muere una revista o un diario en el mundo. 

A punta de ensayo y error, peleas, crisis, catarsis y todo tipo de situaciones complicadas supimos salir adelante e interpretar los “no” como oportunidades. Tal vez no es sólo terquedad, es sintonizarse con los sueños de muchos, con el sentimiento de una juventud que es mal interpretada por la sociedad. 

Ahora EL CLAVO PRODUCCIONES, nuestra empresa, está en la época de demostrar que sí funcionamos, de decirle a las empresas que confíen en nosotros: en lo distinto, lo innovador y difícil de medir. Que somos la mejor forma de llegarle con contenido de calidad a su público objetivo. A nuestros lectores, que no los vamos a defraudar, que no nos vamos a pasar “al lado oscuro de la fuerza” y seguiremos siendo una alternativa de expresión y otro punto de vista. A nuestros escritores, que continuaremos abriendo nuestras páginas para sus artículos, que seguiremos siendo un primer peldaño en la carrera de muchos artistas, escritores, caricaturistas e inconformes para que se den a conocer a través de nosotros. Y finalmente, a nuestros clavianos, a nuestros colaboradores, a los que hacen parte de la historia de EL CLAVO, que entendemos que esto no sería ni un panfleto sin ustedes y que no nos vamos a despegar de nuestros principios y filosofía: Reflexionar / Reír.

Comments

comments