Los Juegos del Hambre Olímpicos

Los Juegos del Hambre Olímpicos

rio2016

Sí, el fútbol es el deporte más popular en Colombia.  Hemos pasado años emocionados por jugadas (como las de Neymar), movimientos (como los de Messi), entrenadores que creen ser directivos, directivos que se creen entrenadores y un público que cree que va a los estadios a ver una lucha interactiva (con oportunidades de participar). No me mal interpreten, yo estoy entre esos que ven partidos de equipos desconocidos, pero pienso que este es el mejor momento (Ya que en dos meses comienzan los Juegos Olímpicos), de abrir la sección de Deportes en el periódico a actividades que no son únicamente fútbol; por lo menos por un par de meses.

Hemos recibido múltiples satisfacciones de atletas quienes, en silencio, trabajan duro por los colores de la bandera, para permanecer en la mira de extranjeros quienes están impresionados por su nivel. Es sabido que estos deportistas no acaparan tantos segmentos televisivos como Montoya, Pajón o James, pero hay un significativo número de atletas representándonos tan bien como los tan sonados apellidos que los locutores dicen en voz alta y llenos de entusiasmo. No todos deben atravesar por despedidas en los palacios presidenciales, o promocionar marcas comerciales con sus caras en el paquete, o tener extensos reportes en canales privados para ver sus esfuerzos y ser valorados de manera equitativa… ¿Verdad?

Tal vez te interese leer “Un Buen Deportista es un deportista con plata”

No podemos devaluar el trabajo de nuestra gente, que por diferentes razones, se ha esforzado el doble con el fin de traer victorias a sus hogares. El precio de la gloria parece pertenecer a aquellos que mejor se ven en televisión, pero aquellos que están aquí, aquellos que se levantan cada día a entrenar exhaustivamente sin una bebida hidratante como las que salen en los comerciales con celebridades, no piensan en el número de dificultades que tienen para practicar su disciplina, pero sí en el número de personas que harán felices con su triunfo.

El deporte es la mejor forma en que una sociedad puede encontrar el camino a la construcción de un mejor futuro; no es coincidencia que en países como en Estados Unidos, con tantos problemas, sean conscientes de que el apoyo para los jóvenes en actividades deportivas reduce significativamente los inconvenientes que se puedan generar por los caminos mal dirigidos influenciados por la sociedad en el futuro.

La emoción deportiva viene de los triunfos inesperados, de batallas ganadas con dedicación, de grandes esfuerzos llevados al límite, conseguidos con entrenamiento constante, y todas estas cualidades están en los árboles en Colombia y podemos exportarlas a diario en nuestro país. Debemos apreciar y apoyar ese arduo trabajo, independientemente de los resultados, independientemente de cuál sea el deporte, porque se ha pasado hambre para llegar ahí, dando prioridad al máximo esfuerzo.

 

Click Here to read the english version

 

Autor: Juan David Garzón
Twitter: @Juandescribe
juan david garzón

Comments

comments