Un invento del libre mercado

Un invento del libre mercado

Normalmente no es sólo un día, termina siendo un fin de semana que obviamente es puesto estratégicamente en el calendario para que coincida con la quincena de cualquier asalariado víctima del “salario máximo”. Es el día en que las ventas de los diversos negocios entre ellos restaurantes, bares y, claro está, moteles, se duplican y hasta se triplican; pero ¿cómo se beneficia la sociedad de este invento?

¡Sí! claro, estarán leyendo y argumentando – esta vieja no tiene amigos, novio ni nada – el beneficio puede estar realmente implícito para muchos, por ejemplo: Es el día en que le digo al ser que más quiero que es importante en mi vida. No obstante, si es el ser que más le importa o quiere en su vida por qué esperar esta fecha para decírselo o demostrárselo; tenga en cuenta que demostrarlo cuesta plata, subrayo que por estas fechas normalmente usted esta más arrancado y se está apretando económicamente para diciembre y las ferias ¡ve!

Para los negocios, el beneficio es un respiro a una época de baja, en otras palabras, los consumidores reducen el gasto en ocio y productos que están fuera de las necesidades básicas del famoso Maslow, por diversas razones: Calendario escolar, ahorro programado, etc. Entonces, el día de amor y amistad resulta ser una estrategia maravillosa para la economía pues los actores, o sea ustedes y yo, por cuestiones culturales impuestas nos volvemos dinámicos, por no decir locos, y consecuentemente gastamos la plata del marrano y la que no tenemos.

Para los que siguen pensando que soy una vieja solitaria (Nadie me quiere, todos me odian, voy…) NO, cuento con excelentes amistades y una pareja envidiable, pero no espero hasta el día de amor y amistad para manifestarles la gratitud que tengo porque el destino los puso en mi camino. Todos los días son ideales para regalar un dulce, para una invitación a almorzar o a cenar, para una integración con sus amigos de trabajo o para jugar amigo secreto entre los familiares o amigos más cercanos. Qué maluco cuando uno se pregunta ¿de verdad mi presencia es grata en su vida o simplemente lo hizo por diplomacia? En ocasiones, aunque no lo crea, termina siendo un juego de hipocresía vs. cortesía, normalmente en ambientes laborales.

Al final de cuentas, lo que quiero comunicar es que no espere este día ya que todo se congestiona, empezando por el transporte; los peluches y los chocolates son mas caros; en esta era digital la saturación publicitaria es triple; la competencia desleal abunda; los cupos en los moteles se agotan; los restaurantes se llenan; las peleas entre novios en sitios públicos crecen exponencialmente, entre muchas otras situaciones. No esperen esta fecha para decirle a todas esas personas especiales que acompañan su vida, que son importantes y especiales. También es un llamado de atención a todas aquellas mujeres y hombres que son acompañados por un ser que no los merece y que pretenden enmendar los errores de todo el año con una acto cliché en el día de amor y amistad.

Comments

comments