AÑOS LUZ

AÑOS LUZ

el-año-luz

Hace un tiempo salió una noticia en el periódico en la cual mencionaban que unos científicos  habían descubierto una galaxia a 22 millones de años luz  ¿Se alcanza usted a imaginar esa distancia estimado lector?  Yo la verdad no: en lo único que pienso cuando escucho esas palabras es en la película La Guerra de las Galaxias, y como Han Solo viajaba junto a Chewbacca en su nave el MilleniumFalcon, a una velocidad aún mayor a la de la luz.

Está claro que el hombre a lo largo de su existencia siempre ha tenido sed de conocimiento, pero me pregunto ¿hasta qué punto nos sirve el haber evolucionado tanto?  Me imagino que para algunas personas un descubrimiento como el previamente mencionado es algo fascinante y enigmático (algo que realmente parece que nos apasiona, es conocer cosas que no entendemos y están fuera de nuestro alcance)  ¿pero de qué nos sirve mirar tan lejos?  ¿Es que acaso vamos a viajar allá? ¿De qué nos sirve saber que existe una galaxia que se encuentra a 1, 2  o 1000 millones de años luz de nuestro planeta?

Muchos dirán que eso significa progreso, que es un evento que prueba que somos los amos y señores no solo de la Tierra sino también de lo que se encuentra por fuera de la misma.  Es así entonces, como de la nada,  que alguien le pone un nombre a esas nuevas galaxias, las cuales muy probablemente ya cuentan con otro, dado por alguna raza que vive  en o cerca a la misma.

Hace  bastante tiempo también leí una noticia donde se hablaba sobre un  telescopio que va a remplazar al Hubble, el cual al parecer le da por la cabeza al mismo, ya queva a “estudiar el cielo en la frecuencia infrarroja, para  buscar la luz de los primeros objetos formados tras el Big Bang”.

El costo de este nuevo juguetico para los científicos, será solamente de 2500 millones de dólares¿Por qué no destinar parte de todo ese dinero para ayudar a países que presentan condiciones de pobreza infrahumanas y/o desnutrición infantil? La verdad yo no creo que las personas que sobreviven con menos de un dólar diario y que se la pasan con el estómago vacío, estén pensando en galaxias, Big Bang o ese tipo de cosas; yo la verdad tampoco lo hago.

Para entendernos mejor, tenemos que empezar a mirarnos más bien de cerca los unos a los otros, pues eso es  gratis y lo podemos hacer sin  ayuda de científicos, telescopios o alta tecnología.  No entiendo  la razón de buscar  respuestas en un espacio ajeno para la mayoría, mientras que en nuestro planeta todavía tenemos tantas preguntas por responder y situaciones por resolver.

“Continuamos buscando galaxias fuera y genes dentro”

-Juan José Millás-

Por Juan Manuel Rodríguez

@Vieleicht

Comments

comments