#ElClavoEnADN: Cuánto cuesta nuestra historia

#ElClavoEnADN: Cuánto cuesta nuestra historia

IMG_20150602_081406 modified

Por Juan David Garzón

Como falencia o como genialidad, la educación en los colegios colombianos (por lo menos en mi caso) nos enseña sobre la historia europea desde los inicios mismos de la civilización muy por encima de nuestra historia nacional y nuestras propias raíces. Y digo como genialidad refiriéndome a que sin ninguna duda los avances humanos más importantes parten del viejo continente, pero, ¿es este el modelo conveniente para las nuevas generaciones? Es fácil ver como la globalización hizo que el mundo mismo estuviera al alcance de la mano, pero también con la llegada de esta velocidad de traslado, sin las bases que cada uno debería tener para saber de dónde se vino y para donde se quiere ir, la apropiación nacional se limitará al momento de un juego de fútbol de la selección Colombia o cada que Carlos Vives se gane un Grammy Latino (Gracias a Dios, cada año).

En una experiencia personal que estoy viviendo en los Estados Unidos, me ha parecido increíble cómo con el paso del tiempo y el poco valor en las nuevas generaciones de los símbolos nacionales,  cada edificio y casa sigue conservando con orgullo su bandera. Es evidente que la historia enseñada en sus colegios más que la del mundo, partió en gran medida de la propia y su nacionalismo sin importar la globalización, los hace pertenecer y conocerse. Fuimos Calimas, fuimos Muiscas, fuimos Wayuu y eso, es algo que debería resaltar por encima de cualquier conocimiento ilustrado enseñado en los colegios.

@juandescribe

Comments

comments