Esteban Chaves, sonrisa blanca en el Giro

Esteban Chaves, sonrisa blanca en el Giro

Esteban Chaves art

Esteban Chaves ya es propietario del Maillot Blanco por ser el mejor joven en el Giro de Italia. Al ciclista colombiano del Orica-GreenEdge, le sonríe el Giro. 

Esta vez  Chaves subió al podio del Giro al distinguirse con el Maillot Blanco, una prenda que pertenecía a Matthews pero que llevó él las anteriores etapas con el australiano en rosa. “Ahora la tengo como propia y es algo especial”, afirmó después de volver a ser protagonista en la fuga del día. “La tenemos realmente. Ahora solo hay que pensar en comer un buen plato de pasta, recuperar y seguir adelante, en nada más”, bromeó Chaves.

Éste ciclista de la generación de 1990, ganó el Tour del Porvenir en 2011 con el Colombia es Pasión –un año después de que lo hiciera Nairo Quintana-, con Boily y Cattaneo en el podio, Barguil 5º, Simón 9º, Bardet 12º, Wellens 15º, Dumoulin 16º y Reichenbach 17º. Un año después, confirmó sus cualidades, en un verano fantástico, ganó en las Lagunas de Neila en la Vuelta a Burgos, acabó tercero tras Dani Moreno y Sergio Henao, venció en el GP Camaiore y fue segundo en Ordizia y sexto en el Mundial sub23 que ganó Lutsenko.

El Orica-GreenEdge confió en él pese a todo y el año pasado no tardó en darles la razón, con dos victorias de prestigio, en el Tour de California y en el Tour de Suiza, y acabó la temporada en el podio, tercero en el Tour de Beijing, después de debutar en las tres semanas en la Vuelta a España.

Entretanto, Chaves no se olvida de sus orígenes e impulsa su escuela ciclista en Bogotá, con 90 niños que dirige su padre. “Se trata de enamorar a los niños del ciclismo, que vean una manera diferente de vivir, que en la vida con responsabilidad, disciplina y compromiso llegamos donde quieres llegar”, dijo al respecto. Bien lo sabe él.

Comments

comments