La profecía

La profecía

Como un buen gancho, La profecía fundamenta su trama malévola en catástrofes naturales y sucesos que han tenido lugar en la realidad. El Tsunami de Asia, los huracanes que inundaron el sur de los Estados Unidos, el atentado del 11 de septiembre y otros hechos, son la base de las supuestas señales que indican la venida del Apocalipsis. Esta adición, además de haber sido estrenada el 6 de junio del 2006 (06/06/06), generó en el público mucha expectativa y misticismo, que se reflejaron en el éxito de taquilla que tuvo el día de la proyección inicial.

Con escenas nuevas y detalles actualizados –no se podría pensar de otra manera cuando sabemos que el mundo, 30 años después de la primera cinta, es completamente diferente- La profecía logra recrear a su predecesora sin tener la fuerza y la calidad de la misma. Por ejemplo, el silencioso Damien (Seamus Davey-Fitzpatrick) de esta ocasión, no se iguala al realizado en la primera versión, pues sus expresivos ojos azules generan más ternura que cualquier otra cosa.

Sin crear muchas sensaciones de miedo, esta película es otro de los reencauchados que están de moda por estos días entre las productoras, las cuales están apostando a los “clásicos actualizados”. No obstante, parece que con poca tecnología y más trabajo actoral, los clásicos siguen siendo las preferidas del público y críticos.


Dirección:
John Moore.
País: Estados Unidos.
Año: 2006.

Comments

comments