Edificio Colombia

Edificio Colombia

Leer este libro hace parte de un ejercicio casi obligatorio para recordar que nuestro país es manejado por unos pocos.

Este libro sale después del DVD “lo mejor de Jaime Garzón” de RTI, CM& y CARACOL, que rinde homenaje a la muerte de este importante personaje de la vida nacional. Por ello el texto confunde al lector, al pensar que es una continuación del trabajo audiovisual. Pero no es así, si bien este trabajo escrito, fruto del esfuerzo de dos editoriales “independientes”, recoge algunos libretos de Quac, el noticiero, no es más que un producto particular de los libretistas de este programa de televisión, que entre otras cosas maneja diálogos interpretados por Garzón.

El texto está escrito en dos tonos: Uno, los diálogos de personajes como Godofredo Sínico Caspa y Néstor Elí, el portero del Edificio Colombia; y dos, las parodias de protagonistas de la vida nacional como Ernesto Samper y Misael pastrana. Por ello lo más probable es que el lector disfrute más de los personajes imaginarios interpretados por Garzón, ya que se leen al ritmo y casi en la pronunciación de ellos, viniendo a la memoria su aspecto físico, tono de voz y hasta la escenografía de aquel entonces. Tal vez el público no comprenda muchos de los diálogos de la gente que estuvo al frente del país como Miles Frechette, ya que muchos de los “chistes” ya no se entienden debido a que su validez se remonta a un período de tiempo pasado. Por ello es que “aguanta más” leer a Dioselina Tibaná o a Inti de la Hoz, a la que le dicen que siguen el la televisión, solo que ahora se hace llamar Jorge Alfredo Vargas.

Leer este libro hace parte de un ejercicio casi obligatorio para recordar que nuestro país es manejado por unos pocos, por gente que ha tomado decisiones amañadas a su beneficio personal dejando por fuera las necesidades del pueblo colombiano. Edificio Colombia es una triste historia de un país “llevado”, que al ritmo de chistes y sarcásticas interpretaciones nos damos cuenta de más de lo mismo, produciendo una gran tristeza. Con este trabajo se le pone fin a la existencia de este gran político y humorista colombiano, le decimos adiós a un Jaime Garzón que es inmortalizado únicamente en su prólogo y en la foto de la portada, el resto ya fue expuesto en el DVD.

Comments

comments