Jan Weindenhielm

Jan Weindenhielm

Foto: Lina Botero

Este extranjero, enamorado de nuestro país, es un experto en marketing que ha trabajado como gerente de productos y marcas en diferentes sucursales de Nestlé. Además de sueco, habla inglés, español, francés y alemán. Jan Weindenhielm es ahora el asesor de gestión y lenguaje del grupo ESL Estudios internacionales, la compañía que pone a viajar a muchos colombianos para capacitarse en otros idiomas. Jan, habló con El Clavo sobre los beneficios de estudiar otros idiomas y viajar al exterior.

¿Qué otros idiomas deberíamos aprender?

Primero quisiera decir que al ser colombiano ya se tiene una enorme ventaja y es el dominio del español, que es fundamental hoy en día. Ya mirando qué otros idiomas valdrían la pena o serían más rentables, indudablemente hay que saber inglés pues es el número uno, y seguirá siendo el idioma número uno por muchos años. Por otro lado, al ser Brasil un país con un crecimiento admirable, es de gran ventaja el poder comunicarse en portugués. Pero no es solamente una cuestión de hacerme entender, y esto va para otros idiomas, es una cuestión de comunicar en diferentes niveles, de mostrar que uno está suficientemente interesado en la otra persona o en la otra parte en una negociación, por ejemplo. Lo importante es conocer más allá del idioma, la cultura que lo rodea.

¿Qué beneficios trae hacer estudios en el extranjero?

Indudablemente, tener la oportunidad de viajar a un país donde se habla el idioma que uno va a aprender, no tiene comparación. Cuando uno está en el país donde se habla el idioma, uno está expuesto a ese idioma todo el tiempo, 24 horas sobre 24 horas. Eso ayuda enormemente en el aprendizaje del idioma, en la riqueza del vocabulario, de las expresiones idiomáticas y esto hablando solamente del idioma. Puesto que, también trae los beneficios de aprender la cultura, la forma de ser de la gente, la geografía, la culinaria, todas estas formas que en conjunto conforman la cultura lingüística.

¿Hay alguna edad específica para aprenderlo más fácil, o hay una edad límite?

No, no hay una edad límite para aprender un idioma, sin embargo si eres más joven eres más receptivo y aprenderás más fácil. Desafortunadamente cuando pasan los años y uno llega a una edad madura toma más tiempo y la pedagogía que uno debe utilizar para enseñar es diferente, es más lenta. Pero el aprendizaje consiste en la constancia y la disciplina.

Hay quienes dicen que los jóvenes de hoy en día tienen menos ganas de estudiar, ¿crees que eso es un tema que sólo pasa en Colombia o es un fenómeno global?

No sólo pasa en Colombia, sí es global. Es una cuestión de generación. Si hablamos específicamente de aprender idiomas debo decir una cosa: no hay atajos. Aprender un idioma requiere trabajo, no es fácil, y por eso cuando la gente me pregunta qué se necesita para aprender inglés, yo suelo contestar: lo primero es interés. Lo segundo es: constancia, porque toma tiempo. Hay que repetir, hacer y volver a hacer, exactamente como hacíamos cuando aprendíamos nuestro primer idioma cuando éramos chiquitos, con la diferencia que cuando uno llega a la edad de adolescente o de adulto, uno aprende en otra manera porque ya tenemos otros puntos de referencia y necesitamos otra clase de información para aprender.

¿Qué podemos hacer para que se nos facilite aprender un idioma?

Eso depende de cada persona. Hay personas más auditivas, hay personas que escribiendo se les facilita más el recordar, hay quienes recuerdan más al utilizar símbolos. No se puede generalizar, yo puedo decir, personalmente que escribir, o hacer pequeñas presentaciones en Power Point me funciona como método para recordar, pues lo veo en el texto y de esa manera lo recuerdo.

 

Comments

comments