ZOÉ: Noche de Programatón

ZOÉ: Noche de Programatón

Concierto de Zoé en Cali

Concierto de Zoé en Cali – Fotos por Mauricio Paz

Concierto de Zoé en Cali

Concierto de Zoé en Cali

Concierto de Zoé en Cali

Concierto de Zoé en Cali

Concierto de Zoé en Cali

Concierto de Zoé en Cali

Concierto de Zoé en Cali

Concierto de Zoé en Cali

Noche, cervezas y música en vivo. Así se vivió el concierto de Zoé en la noche de la sucursal del cielo. Cali recibió el Rock con las puertas abiertas. Recibió a México y su alternativa diferente, y como si fuera poco, apoyó la escena local.

Desde el momento en que las personas esperaban en la fila para ingresar al concierto se respiraba un aire de expectativa y emociones diversas de tener por vez primera una banda tan importante a nivel internacional.

Superlitio abrió el concierto, demostrando así por qué es una de las bandas locales más importantes del Rock Colombiano, quizá, incluso latinoamericano. Eran más que sólo teloneros de las estrellas mexicanas, era un mano a mano de música en vivo. Lamentablemente para ellos, el sonido no estuvo a la altura y la expectativa de los que estábamos allí. A pesar de ello “Perro come perro”, prendió la noche. Se sentía la energía y se olvidaba la espera. “No sé si volverá” se coreaba por todas las personas que asistimos. Canciones destacadas “Sexo con Amor”, “Sola” y “Viernes otra vez”. Aprovecharon también para promocionar su más reciente álbum. Y sin duda, quizá uno de los momentos más emotivos, fue el cierre cuando “Te Lastime” la cantó prácticamente el público.

Durante la instalación de Zoé en tarima, las cervezas, y la buena vibra hacia parte del momento.

Zoé empezó y las más fanáticas se estaban derritiendo por León Laguerri su vocalista. El sonido había mejorado a comparación de la presentación de Superlitio, y sin embargo, no estaba aún a la altura de una banda internacional de Rock Alternativo. Canciones de su nuevo disco como “10 Am”, “Cámara Lenta”, “Fin de semana”, “Arrullo de estrellas” eran cantadas por muchos fanáticos, otras de tanto, no eran coreadas totalmente, quizá por la timidez, o por la falta de oportunidad de algunos por conocer su trabajo completo. Sin embargo estaban allí, sonriendo y dejando que su cuerpo manifestara la conexión imaginaria con su música.

Y para quienes creen que el Rock Alternativo no se baila, debieron ver como todas las personas en el recinto se movían en una perfecta sincronía con las letras y el sonido de sus más importantes éxitos como: “Nada”, y “Labios Rotos”. Dejando para el final, canciones memorables como “Luna” y “Soñé”, cantadas por todo el mundo, inclusive por los mismos organizadores y la logística.

La banda mexicana entregó todo en el escenario con mucha sencillez y brillantez. A pesar de todo lo que un evento debe mejorar, representó todo lo que ellos significan: Alternativo, fusión, luces, diseño, y un performance natural, lucido y melancólico. Es más bien todo lo contrario, los caleños quedamos debiéndole a Zoé lo que de verdad merecen, ya qué no tuvo la asistencia que yo esperaba, y no hubo un lleno total.

La conclusión a esta ausencia es simple: Tal vez, asistimos al concierto de Zoé los que de verdad debíamos estar allí. Todos aquellos que desean más Rock en la ciudad.

Por Sebastian París

 

Comments

comments