El Gafo hablando de cine

El Gafo hablando de cine

¡Barrio, cine y salsa juntos!

Tuve la oportunidad de compartir en Blu Radio con El Flaco Solórzano, estábamos invitados a botar corriente acerca del cine colombiano y su promisorio desarrollo regional. La charla se volvió muy emotiva pues nos resultó imposible separar los conceptos barrio, cine y salsa.

Empezamos a hablar del séptimo arte en Cali y sin quererlo las historias en barrios como San Antonio, San Nicolás, La Campiña, El Obrero y sitios de rumba emblemáticos de Cali como Zaperoco, El Habanero, El Escondite y Tintindeo fueron amalgamándose con el tema cinematográfico, y si le agregas una musicalización salsera de vieja guardia con Ismael Rivera, Pete Rodríguez de fondo y Joe Quijano y su antigua  discusión del barrio para diferenciar la charanga de la pachanga, pues tienes el caldo de cultivo perfecto para generar nostalgia caléñica.

Llenamos entonces de recuerdos el corazón y de mocos la nariz evocando esa época pasada de barrio, cine, salsa y claro, como no hablar de una película de obligado trille en esta radio tertulia, “El Rey de Antonio Dorado”. y es apenas obvio, pues la película de Toño que protagonizó Solórzano impactó profundamente a dos generaciones: la generación del Flaco y Hugo Mario, como decir puro modelo 60’s, 70’s dignos de exhibir en el museo Caliwood y mi generación que, aunque cueste creerlo es la misma de Ana Milena Gutiérrez, que también estaba en cabina y que pertenecemos más a los 80’s y 90’s.

Con el ánimo de conectar cine y salsa puse sobre la mesa como tema de discusión, la falsa expectativa que se generó con el baile de John Travolta en “Pulp Fiction” de Tarantino, en aquella famosa escena donde Travolta baila con Uma Thurman y que está inspirada en “Bande á part” de Godard y en “Ocho y medio” de Fellini, afirmé que aunque la película me parece magnífica creo que, a John Travolta le faltó pegarse una pasadita por alguna academia de baile caleña. Claro, era de esperarse la reacción airada de Ana Milena que defendió a capa y espada a Travolta pero, igual sigo pensando que la escena hubiera quedado perfecta si la hubiera coreografiado Mulato de Swing Latino.

Terminamos en la galería Alameda, al sabor de la cazuela y el arroz con piangua y toyo, concluimos que la cultura está más viva que nunca, corrientes renovadoras en el cine con Hendrix, Acevedo, Giraldo, Vega, emergentes orquestas como Klandesquina y La 16, sus otros ritmos y vertientes musicales como la salsa choke de El Gamín y por supuesto, festivales como El Petronio hacen que Cali sea un epicentro artístico. Es nuestra responsabilidad como productores de contenido y artistas, pero ante todo como ciudadanos proteger nuestra cultura, conservar y apoyar estas manifestaciones asistiendo a los teatros, consumiendo lo nuestro, para que Cali siga siendo potencia en cultura y con gran proyección hacia el futuro.

Por: Óscar Hincapié Mahecha

 

Comments

comments

Leave a Reply