¿Qué es eso de Economía Colaborativa?

¿Qué es eso de Economía Colaborativa?

economía colaborativa

Aunque no se cuenta aun con una conceptualización aceptada, es una tendencia mundial que ha dado un cambio a la percepción de la posesión de bienes materiales: “si no lo uso, lo vendo, lo presto o lo alquilo”. La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, Organismo Público de España, expone: “Es un nuevo modelo económico que se basa en el intercambio entre particulares de bienes y servicios que permanecían ociosos o infrautilizados a cambio de una compensación pactada entre las partes, a cambio de una contraprestación más baja que la presente en el mercado”.

El interés por este tema nace cuando, sin pensarlo, he implementado el presente modelo. Todas las compras que he realizado para practicar Triatlón, han sido porque un amigo me dijo que alguien tiene lo que busco y no lo usa y me lo puede vender. Mi última compra fue un reloj Polar a mi compañera @soficienta, ella muy “fafarachosa” tenía este reloj que casi o nada usaba, me lo mostró a través de Whatsapp  —lo que pone en evidencia el papel protagónico del Internet— le hice una oferta y ella accedió, un evento de gana-gana, sin ambiciones más allá de las justas y necesarias. Así como este ejemplo hay muchos, que muy posiblemente, usted lector, también haya llevado a cabo.

He leído en varias ocasiones que es una respuesta a los abusos de los precios, a la pésima atención al cliente y absurda regulación que protege a las grandes empresas proveedoras, por ejemplo, el carrusel del papel higiénico (¿a quién se le ocurre establecer precios de usura con lo que nos limpiamos el trasero?). Por otro lado, el cuento de que usted es feliz si tiene mucho dinero está cambiando; estas son personas que buscan dar sentido a sus vidas. Diversas fuentes económicas, concluyen que puede ser una solución innovadora en medio de las actuales crisis económicas y financieras en la medida que posibilita el intercambio en casos de necesidad.

En este mundo sobran los mediocres, es decir, los que argumentan que es “ilegal”, como la justificación de los taxistas para seguir prestando un pésimo servicio y ni por el “chiras” perder “el negocio” de los cupos. Hasta donde he entendido, la actual apertura económica del gobierno pretende mejorar la calidad de los productos y servicios a través de la presión competitiva de los jugadores foráneos.

Desde mi opinión, tanto los taxistas como cualquier otro sector que se vea afectado por esta tendencia emergente se tendrán que morder el codo a la vuelta de la esquina. El mundo está cambiando, se presenta un cambio cultural más humano y menos materialista, donde mi capital ocioso puede ayudar a otros y eso es lo que importa.

Otros ejemplos de Economía Colaborativa en el mundo:

  • Intercambio de ropa (ThredUP)
  • Coches compartidos (Zipcar, SideCar, Lyft, Bluemove, Getaround)
  • Préstamos económicos (LendingClub)
  • Alojamiento de viajeros (Hipmunk)
  • Trueque de comida (Compartoplato),
  • Crowdfunding (KickStarter, Verkami).

Escrito por Diony Ico Brath   @DionyIco

Comments

comments