#Artículo: El ingenioso juego de un deportista paralímpico

#Artículo: El ingenioso juego de un deportista paralímpico

El ingenioso juego de un deportista paralímpico

El ingenioso juego de un deportista paralímpico

En el campo de batalla debes tener conectado tu cuerpo y mente, cada movimiento cuenta, a veces solo tienes milésimas de segundos para pensar, moverte y analizar. Nosotros lo llamamos el tiempo de acción, es decir, entender el tiempo y la velocidad con la que juega el oponente.

Este pensamiento lo tiene presente Amelio Castro en cada competencia, él es un deportista caleño de esgrima paralímpico, quien a diferencia de otros deportistas de su modalidad convencional, se encuentra fijo a una silla de ruedas adaptada; esto es básicamente lo que cambia en la adaptación de su deporte, porque el tiempo es el mismo (un total de 9 minutos dividido en 3 secciones) y las armas también (espada, florete y sable).

La esgrima es una disciplina que se concibe como deporte en el siglo XIX y se ha definido como el arte de la defensa y del ataque con la espada. Si bien su esencia se ha mantenido, este ha evolucionado hasta el punto de brindar la oportunidad a personas en condiciones físicas particulares, para que lo practiquen.

Allá en la década de los cincuenta en Inglaterra, mientras soldados de la II Guerra Mundial se rehabilitaban en el hospital Stoke Mandeville, empezaron a jugarlo y esto se convirtió en un motivador para integrarse de nuevo a la sociedad.

Un deportista que desafió sus propios limites

Acá en Colombia, en el departamento del Cauca, en un pequeño pueblo llamado Guapi, Amelio Castro, quien estaba en medio de su rutina, sentado en su silla de ruedas, vio en el periódico una noticia para practicar la esgrima. Él no pensó ni por un segundo y viajó a Cali, tomar decisiones ha sido parte de su juego desde sus inicios en este deporte.

Mantenerse enfocado ha sido otra estrategia, el deportista lo practica todos los días, su rutina consiste en preparación física, asistir a terapias, también tiene citas con psicología deportiva y finaliza con entrenamiento de técnica en la sala, todo esto para participar en los Juegos Paranacionales del 2019.

Ser ágil es su estrategia en el campo de competición, la motivación de este deportista es cumplir sus objetivos y los frutos de su esfuerzo son el reflejo de cada batalla, en los 9 minutos que dura el juego, él lo da todo, analiza a su oponente y le pone difícil la competencia.

Como apartado final, los deportes paralímpicos en Colombia son una oportunidad para aquellas personas que se encuentran en una condición física particular como la de Amelio Castro, donde el deporte es una alternativa para construir una sociedad inclusiva.

El hecho de que más personas se animen a practicar estos deportes requiere esfuerzo de todas las partes, como por ejemplo apoyo de monitores, profesionales de la salud, deportistas, psicólogos, terapeutas, etc. y entidades gubernamentales que busquen crear programas sólidos, así que para que muchos más se sumen a este juego se deben seguir ingeniando estrategias

 

El ingenioso juego de un deportista paralímpico

Comentarios

comentarios

Leave a Reply