Abéricidio: El suicidio colectivo de ‘La Mechita’

Abéricidio: El suicidio colectivo de ‘La Mechita’

Abérica

Hace meses se jugaba en el estadio La Bombonera, en Buenos Aires, la semifinal de vuelta por la Copa Libertadores de América entre Boca Juniors y River Plate. Ocho días atrás en el Monumental de Núñez, la victoria había sido para el equipo millonario (River) por uno a cero. La Bombonera estaba a reventar; era el todo por el todo. El primer tiempo transcurrió con el asedio de River sobre el arco defendido por Agustín Orión (arquero de Boca). El segundo tiempo fue peor para los dirigidos por Arruabarrena (DT Boca), poco antes de saltar a la cancha uno de esos que “aman los colores de la camiseta xeneize” atacó a los jugadores de River antes de salir por el túnel inflable. El resultado de la “broma”: suspensión de partido, y eliminación directa de Boca de la Copa Libertadores.

Ese no fue un buen día para el fútbol. Por lo general entre más importante se torne el partido, peor día será para el estadio. Nada de goce. Como es costumbre en nuestro país adoptamos costumbres extranjeras y las adoptamos como propias. No hay que ir muy lejos para ver que esto es cierto, basta con observar la manera en que nos vestimos a diario. Pero no nos salgamos del tema. Lo que más nos gusta es adoptar esa costumbre de hincha que mata por su equipo, para recordar a los hooligans en Reino Unido, pero como está tan lejos copiamos lo más cercano: Argentina. “La 12”, es el nombre de la barra brava más reconocida de Boca Juniors, cuyos miembros fueron responsables del incidente en el partido contra River Plate por libertadores. Y al parecer es esta barra una de las fuentes de inspiración de los hinchas del América de Cali en la manera de desatar su furia a ver su equipo abajo en el marcador, y condenarse, una vez más, a otro año en la segunda categoría del fútbol profesional.

No había manera de saber llevar las cosas ante un marcador adverso. No se podía aguantar que finalizara el encuentro. ¿Había oportunidad de empatar y soñar con el ascenso? No, al parecer desde el descenso en el año 2011, año del descenso, los directivos y muchos de los jugadores integrantes pactaron el “abéricidio”. Y no más, los hinchas siguen pagando sus entradas, dinero para el club, pero nada de resultados positivos. Aunque después de los hechos del 23 de Noviembre, el “abéricidio” pasó de ser asunto de jugadores y directivo. Los hinchas con su hambre de destrucción hundieron más al club, porque seguramente la sanción que se llevará le impedirá jugar en el Pascual Guerrero. Van a jugar a Buga o Palmira. Con pocos hinchas de la ciudad. Con estos incidentes América pasó de jugar de local en el Cali, para jugar de local en toda la segunda división el fútbol profesional.

Si los hinchas toman como ejemplo “La 12” y “Los Borrachos del Tablón” (barras de Boca y River Plate (respectivamente), es muy difícil para los dirigentes asumir como ejemplo a seguir los rápidos ascensos de grandes equipos como Juventus (2006), River Plate (2011), Villarreal (2013), Independiente de Avellaneda (2013), que tan sólo tras un año de permanencia en la segunda división, sacaron eso que los expertos, extrañamente, llaman “casta”, y lograron su regreso a la máxima categoría. ¿Será mucho pedir que jugadores, hinchas y dirigentes asuman una posición lejana de ese suicidio colectivo en lo que se ha convertido el equipo?

Escrito por Mauricio Duarte   @UnTalDuart

Comentarios

comentarios