México será país garante ante el ELN y contribuirá con el cumplimiento de los acuerdos de paz con las FARC. También será invitado de honor en la próxima FILBO.

A propósito de la visita a México del presidente de Colombia, Gustavo Petro, él y su homólogo mexicano, Andrés Manuel López Obrador, llegaron a una serie de acuerdos para el fortalecimiento de los vínculos bilaterales entre los dos países. En los 16 puntos de este acuerdo está incluida la implementación de los acuerdos migratorios a los que se llegaron en octubre pasado, a propósito de las denuncias por maltrato hacia colombianos en ese país.

A través de un comunicado, los mandatarios sostuvieron que Colombia y México son “dos naciones hermanadas por una historia común, que actualmente viven uno de los momentos más emblemáticos de su relación bilateral” y tienen el compromiso de trabajar de manera conjunta en propósitos de interés regional: entre ellos, la paz, la integración, la interconexión energética y la protección del medio ambiente.

En una declaración a la prensa, Petro aseguró que la reunión entre él y AMLO fue intensa y duró varias horas. “En cuanto a los temas, la desarrollamos para construir acuerdos concretos bajo unos principios: soberanía, integración latinoamericana, desarrollo y migración”, declaró el presidente colombiano.

Podría interesarte: ( Colombia y México llegan a acuerdo para facilitar migración a ese país )

El primero de los acuerdos es que se cumplan los compromisos de la tercera Reunión del Consejo de la Relación Estratégica, con miras a que la cuarta se haga en el primer trimestre de 2023. El segundo es cumplir lo establecido tras la cuarta Mesa de Trabajo sobre Ingreso, Segunda Revisión e Inadmisión.

“Vamos a hacer un acuerdo, ya en proceso, sobre la humanización de la migración. Para ello, también tendremos que recurrir —en coordinación con los Estados Unidos— a un tratado internacional de migración ordenada, que evite los actuales desastres humanitarios que se están desencadenando en el tapón del Darién, en la frontera colombo-venezolana, en el norte de México, junto al río Bravo, etcétera”, mencionó Petro.

El tercer acuerdo es ubicar y repatriar los restos del general José María Melo Ortiz, primer presidente de la República de Colombia de origen indígena, quien viajó a México para unirse a las tropas de Benito Juárez y fue fusilado en ese país. Petro hizo una extensa oda al general Melo durante su ceremonia de nombramiento como huésped distinguido de la Ciudad de México. Se acordó empezar a coordinar este trabajo antes de que concluya el año.

Además, Colombia y México convinieron que este país acompañe la implementación del Acuerdo Final para la Terminación del Conflicto y la Construcción de una Paz Estable y Duradera, suscrito con la extinta guerrilla de las FARC en 2016; particularmente, su componente étnico.

Asimismo, México será el país invitado de honor de la Feria Internacional del Libro de Bogotá en 2023, del 18 de abril al 2 de mayo de 2023. En sexto lugar, los dos países seguirán coordinando los proyectos de las Comisiones Mixtas de cooperación Científica y Técnica 2021-2023 (8 proyectos) y de la Cooperación Educativa y Cultural (6 proyectos).

Además, se revisará el tratado de libre comercio entre Colombia y México y se profundizará la relación comercial y de cooperación de la Alianza del Pacífico, junto con Chile y Perú. También se buscará ratificar el Convenio de la Agencia Latinoamericana y Caribeña del Espacio (ALCE) e impulsar el Proyecto Mesoamérica.

Acordaron acciones coordinadas para la adaptación y mitigación del cambio climático, así como el mejoramiento de la vida de los ciudadanos de ambos países.

En cuanto a la política sobre drogas, Petro dijo que “nos pusimos de acuerdo en convocar a los gobiernos de América Latina a una gran conferencia latinoamericana para una nueva política sobre las drogas, dados los niveles de violencia que ha desencadenado la actual política sobre todo el continente americano”.

El decimocuarto acuerdo de esta reunión fue iniciar un plan de trabajo de interconexión eléctrica en las Américas: ” la construcción de la integración energética a través de una red interconectada de energía eléctrica poderosa, desde la Patagonia hasta Alaska, que permita que América del Sur y América Central, y donde se pueda, puedan transmitir energías limpias, y que podría ayudar a los Estados Unidos a transitar de sus actuales niveles de consumo de economías fósiles hacia una América construida a partir de las energías limpias”, explicó el presidente.

Por otro lado, México será país garante de las negociaciones con el Ejército de Liberación Nacional (ELN). Finalmente, Petro explicó el acuerdo por “una política antiinflacionaria que logre abaratar alimentos en México y en Colombia a través de un flujo libre, sin ninguna restricción que no sea la autorregulación de cada país de alimentos que puedan servir en México y Colombia, y que bajen el precio de la canasta básica familiar”.