#Columna: El fin de los Programadores

#Columna: El fin de los Programadores

El fin de los Programadores

En una pasada columna hablaba de cómo los periodistas y comunicadores debían aprender a entender y usar datos para mantenerse relevantes en un mundo donde los datos y la cultura digital están cambiando permanentemente a las audiencias. Y uno podría pensar que los ingenieros y desarrolladores de software somos los únicos que podemos estar tranquilos. Después de todo, los computadores y el software que los controla no hacen sino a multiplicarse y lo que debería abundar es el trabajo desarrollando “apps”, ¿cierto? No tan rápido.

Recuerdo cómo en la universidad nos burlabamos de los libros y artículos que todavía hablaban de “las nuevas tecnologías”, refiriéndose a las tecnologías digitales interactivas que desde hace años son ya parte de nuestra cotidianidad. Por ejemplo, ya no hablamos de “e-mail” sino simplemente de “correo”, hasta el punto en que toca especificar “correo físico” cuando se va a usar para mandar un documento en papel en vez de su versión digital. También cuando nos piden el número telefónico, se sobreentiende que se refieren al móvil y toca añadir el adjetivo “fijo” para referirse al otro teléfono.

Algo similar pasa con el término “Big Data”, que para los expertos dejó de ser novedad y ya hace parte de los componentes cotidianos de los proyectos grandes. En su momento, al hablar de “Big Data” nos referíamos a la combinación de las tres grandes “V” acerca de los datos: Volumen, Variedad de formatos y fuentes, y Velocidad. Todos estos tres aspectos son enormes y en otra columna hablábamos de una de las causas de este fenómeno.

Otro de los factores que influyen es que entre más personas hagan parte de una red, más conexiones e interacciones potenciales se crean. Por ejemplo, entre dos personas hay una conexión, entre cuatro hay seis posibilidades, entre 10 hay 35, entre 20 hay 190, y así. Por eso le tomó 70 años al teléfono (fijo) alcanzar los 100 millones de usuarios desde su implementación en 1878, mientras que después de que empezamos a usar internet ese tiempo se redujo considerablemente, hasta el punto en que a Pokemon Go le tomó menos de un mes alcanzar el mismo número de usuarios en 2016.

Fuente: datos del Boston Consulting Group (2017)

¿Qué significa esto para nosotros? Pues que entre más interconectados estamos más rápido se expanden las innovaciones y por lo tanto más rápido cambia nuestra cultura, gustos y lo que consideramos importante. Por eso es que lo que creíamos saber de nuestro público hace un año puede que hoy ya no sea cierto, y nos toca estar validando permanentemente cómo se comporta nuestra audiencia y qué nuevas necesidades hayan podido surgir.

Esta es también la razón por la que hasta hace 10 años podíamos darnos el lujo de capturar los datos hasta que estén listos para su análisis, realizar el análisis hasta que se pueda entregar información sobre la que se pueda actuar, y luego proceder a la toma de decisiones que lleven a la acción[1]. Ahora las tres “V” de Big Data nos atropellan si no contamos con las técnicas y herramientas que nos permitan procesar los datos para poder actuar oportunamente antes de que el mercado vuelva a cambiar.

[1] Pigni, F., Piccoli, G., & Watson, R. (2016)

“La capacidad de una empresa para competir ahora se mide por el éxito con el que aplica el análisis a vastos conjuntos de datos no estructurados de diferentes fuentes para impulsar la innovación de productos[1]”.

[1] Narayanan, Wadhar y Jeon (2019)

El panorama para los ingenieros también cambió y ya no podemos quedarnos solamente desarrollando “Apps” o sistemas de información que permitan ejecutar tareas que den valor inmediato al usuario. También hay que pensar en cómo obtener datos sobre el comportamiento de los usuarios y construir procesos y herramientas que aceleren significativamente las decisiones que permitan descubrir patrones y oportunidades a mediano y corto plazo para ofrecer valor en formas que no se habían anticipado antes. Trabajo sí hay, pero toca transformarse.

 

 

Escrita por:

Andrés Meza Escallón

@ApoloDuvalis

https://elclavo.com/columnas-en-el-clavo/columnistas/andres-meza/

https://elclavo.com/author/ameza/

 

Comentarios

comentarios

Leave a Reply