#Música: Pa Las Que Sea Studio

#Música: Pa Las Que Sea Studio

Relacionando, intentando y fusionando

De una, tirados, sin mente. Así es como se genera la idea de integrar todo el detrás de escena musical para estos muchachos que gracias a su recorrido entre bandas, grabaciones, ‘jams’ y parche, se fundamentó lo que ahora es un estudio de grabación con visión en un sello discográfico: ‘Pa las que sea INK’.

El Clavo visitó esta residencia artística y habló con Camilo Carvajal, su director creativo, acerca de toda su experiencia musical.

Camilo cuenta que todo parte de la idea del director del Studio, Juan José Gutiérrez, quien inició en un café bar, ‘La iguana tomaba café’, donde había una sala de instrumentos y se reunían varios músicos a jammear o improvisar, tocar, sentir la música y dejar que fluya la sinfonía. Desde eso empezaron a calibrar la sala, para reconocer dónde sonaba mejor la vaina y sencillamente grabar lo que sucedía. “Haciendo y puliendo”.

Juan José no solo se consolidó en ese espacio, sino que era algo así como un Studio ambulante, grababa Live Sessions con bandas que acababa de conocer, que llamaran su atención, sonaran bien y que quisieran registrar un momento musical cotidiano. Llamaba al colectivo en el que trabaja Camilo, Voladera Graphics, para que lo apoyara en la parte visual y así fue que grabaron, por ejemplo, a unos mochileros argentinos en la Terraza Bar, y así con todo lo que sonara a Jazz, Folklore, Rock y Fusión. “Es el concepto de una identidad, no cobrábamos por grabarlos. Me gusta la música y me gusta ver a otros haciendo música”.

Es que fue así como surgió ‘Pa las que sea Studio’, a punta de gente que se le medía al corte, que no pone pereques a la hora de trabajar para hacer música. A raíz de esto, formalizaron su sociedad: cuenta con profesionales en el campo, desde ingenieros en sonido, productores musicales hasta diseñadores gráficos, y por supuesto, músicos con trayectoria, entre ellos Luis Carlos Ochoa, pianista del Grupo Niche y Johnny Leyton productor e ingeniero musical.

Ahora con el Studio consolidado, buscan integrar de manera colectiva la producción musical, crear canciones y conceptos con los artistas, su adn personal. Es decir, hacer perfiles artísticos y darles las bases que se necesitan en cuanto a lo musical, gráfico, estratégico, distribución, booking, ensayos y el estudio de grabación.

Este espacio tiene muchas facetas, cumpliendo a grandes rasgos la necesidad de los músicos y buscando la presrevación de hacer ‘música orgánica’, con instrumentos análogos, que la vuelta suene armónica. Por ello,  el Studio está adecuado acústicamente, cuentan con más de 50 instrumentos, muchos de estos, del Pacífico, además del hardware óptimo, gimnasio, terraza, cafetería, zona de videojuegos, ¡toda una experiencia!

Por su parte el sello discográfico, ‘Pa las que sea INK’, le da movilidad al Studio. Este trabaja con un artista, su producción, músicos, estudio, ensamble con bandas. Lo anterior, de la mano del artista: se hace y se lanza. El sello vincula el Studio para hacer la grabación en bloque (Multitrack) o producción musical individual.

A futuro esperan fortalecer el espacio que crearon entre Pa las que sea, Pacífico Reggae, y Djembe Sound. Se trata de Casa Mangle. Un lugar inspirado en el pacífico donde se puede parchar un buen número de personas para el disfrute de la música con todos los sentidos, pues cuenta con una galería de arte y una biblioteca de información cultural temática.

Comentarios

comentarios

Leave a Reply