#Columna ¡Qué empiecen los juegos del hambre!

#Columna ¡Qué empiecen los juegos del hambre!

¡Qué empiecen los juegos del hambre!

Por: Juan Pablo Ortega Sterling

Aunque apenas se cumplirán dos años del gobierno Duque, la carrera por sucederlo ha comenzado. Recuerden que esta es la primera vez en 20 años que un presidente terminará su periodo sin ser reelegido.

Algunos jóvenes, como yo, tienen un vago recuerdo de Pastrana (vago en todo el sentido de la palabra), otros solo conocieron a Uribe cuando puso a Santos en el poder. Y aunque pareciera que el tiempo va volando, muchos dicen no soportar dos años más del buen Iván. La realidad es que ya hay un grupo muy grande de aspirantes que se disputarán el trono del Palacio de Nariño.

Por el lado de los azules, los siempre gobiernistas conservadores, tienen en su baraja a Marta Lucía Ramírez, quien (por tragedias familiares), tiene en duda su postulación. También a Luis Alberto Moreno, norteamericano con una buena hoja de vida por fuera del país, y a David Barguil, quien votó sí en el plebiscito y le tira duro al sector financiero a pesar de ser godo.

En el Polo Democrático, los que no se han entregado a la Colombia Humana lo intentarán nuevamente con Jorge Robledo, a quien le deben la personería jurídica.

Cambio Radical, sin cambios radicales, presentará a Vargas Lleras, en caso de que los ñeñes no se vayan con Uribe, y por supuesto a Char, si es que el desnudo que causó la pandemia en Barranquilla no acaba con su carrera política. Pinzón Bueno, aunque fue la fórmula de este partido, seguro irá como “independiente”. Y si el partido de la U no desaparece, allí estará Roy Barreras, Dilian Francisca Toro y quizá Fernando Carrillo. ¡A toda máquina!

Los expertos en acabar con buenos candidatos, los del partido Liberal, le están haciendo ojos al exministro Alejandro Gaviria, quien seguro no se dejará convencer por su primo lejano (como lo hizo Pardo y Humberto). También estarían Cristo o Velasco.

Directo al Centro, no democrático, están los Galán, quienes definirán (cual tribu de antaño) cuál hermano irá a la guerra; Rodolfo Hernández, si es que no le pega a nadie más; y Fajardo, quien esta vez iría sin los verdes y sin el Polo.

Los de Santos: Mauricio Cárdenas y Néstor Humberto Martínez. Los de Uribe: Paloma Valencia, Rafael Nieto, Paola Holguín, Carlos Holmes y por supuesto, Federico Gutiérrez, quien puede robarle votos a Fajardo (por el acento y el peinado). Quizá el presidente Duque se aparte de la disputa interna y lance a Barbosa “el fiscal de la gente” como su ungido, pero al final, todo puede terminar en una primaria para elegir al mártir, Andrés Felipe Arias.

En la extrema izquierda estará Petro, quien ya tiene varios jefes de debate: Julián Martínez, Daniel Mendoza y Matador. Y los verdes, que seguro servirán para hacer la consulta de Gustavo, irían con Navarro, Camilo Romero, Iván Marulanda o Carlos Amaya.

Mencioné a 30 aspirantes en esta columna y se quedaron muchos por fuera, el espacio no me dio. Por ahora, que empiecen los juegos del hambre.

Comentarios

comentarios

Leave a Reply