#Deportes: Danza Aérea

#Deportes: Danza Aérea

 danza aereaDanza aérea

Con los pies y la mente en el aire

¿Has escuchado sobre ‘la cuerda india’, los yoguis orientales o del circo francés?

Como muchos de nosotros, puede que no te enteres de que estas son las bases originarias para lo que hoy conocemos como ‘Danza aérea’.

En sus primeras manifestaciones, los yoguis orientales utilizaban las telas para colgarse a gran altura y encontrar un punto de conexión entre la respiración, la mente y el espíritu. La práctica fue observada como una expresión humana excepcional, y fue entonces cuando el circo tradicional adoptó la Danza aérea como un medio para llevar cuerpo y mente a su límite.

Más adelante, gracias a la constancia de su práctica, pasó a ser un medio para expresar emociones y sentimientos con ciertos elementos adicionales. En el aire, la adrenalina ataca el entusiasmo y los pensamientos vuelcan los movimientos a un ejercicio catártico, mientras el vínculo con la tela trasciende a una relación de vida o muerte.

Por sus características y naturaleza, la Danza aérea se entiende hoy en día como el resultado de la transformación y adaptación de distintas disciplinas artísticas y deportivas.

Retos a gran altura

Quien la practica debe saber que se puede enfrentar a dolorosas lesiones al no ejecutar correctamente un movimiento; aunque no debe olvidar la recompensa del compromiso con el arte, como un ejercicio en el cual, entre más dedicación, mayores serán los resultados.

Esto puede sonar como algo muy complejo de alcanzar, pero para Johanna Gutiérrez, comprometida exponente de la Danza aérea, lo único que necesitas para adentrarte es una mezcla de convicción, ganas y aprecio por el arte.

Así las cosas, la Danza aérea evolucionó de una práctica espiritual, adoptada por las costumbres del entretenimiento en el circo francés e incluyó resultados deportivos, ofreciendo una herramienta para entrenar y entender al ser humano en sus capacidades físicas y mentales, involucrando elementos de prácticas como la gimnasia, que permiten el fortalecimiento del cuerpo mientras combina la destreza de las artes escénicas.

La próxima vez que hables sobre ella o la veas en escenario, no olvides sus orígenes. Cuando las telas colgantes te seduzcan con el movimiento producido por las manifestaciones corporales de los artistas que se entregan a las alturas, disfruta de los colores que envuelven el cuerpo y lo retan a encontrarse consigo mismo más allá de lo que nuestra percepción permite… danza.

 

Escrito por: Camilo Loaiza.

Fotrografías por: Hugo Gómez.

Protagonista: Johanna Gutierrez.

Comentarios

comentarios

Leave a Reply